Uno de los ministerios más importante de la iglesia es educación religiosa de nuestros niños.  Es un gran trabajo y pasar mucho tiempo, dinero y esfuerzo para ensenarles en la fe.  Hace algunos meses buscamos una nueva directora de educación religiosa.  Tenemos muchos candidatos con diferentes talentos y dones.  Sra. Kim DeVito, fue una de las asistentes de educación religiosa, ahora es la nueva directora de educación religiosa.  Ella fue una catequista por diferentes niveles y tiene experiencia supervisora.  Su conocimiento del programa y su personalidad va a ayudar nuestros catequistas, niños y familias.  Oremos por Kim, nuestros niños y la parroquia entera en esta nueva etapa de nuestro programa de educación religiosa.

Por ahora continuamos nuestro camino con el Señor.